cua

“El papel de la tecnología es fundamental en la organización de eventos”

Jose Bort, CEO y Co-fundador de EventsCase

La historia de EventsCase empieza en septiembre de 2012 con dos españoles en Londres. Ambos alumbraron la primera comunidad de profesionales de eventos del mundo fuera de LinkedIn. Hay más de 30.000 eventos corporativos al año en Londres que atraen a más de 100 millones de profesionales. Estos datos se convirtieron en una obsesión para ambos. Sabían que el mercado estaba todavía sin explotar, así que quisieron crear una plataforma online donde asistentes, organizadores, ponentes y patrocinadores pudiesen trabajar juntos.

La idea primigenia de la comunidad fue exitosa pero las necesidades de la industria de eventos fueron creciendo, especialmente, en lo relacionado con la tecnología. Esto les llevó a monetizar su solución y transformarlo en lo que es ahora: El único software “todo en uno” para todo tipo de eventos.

EventsCase destaca por su filosofía multicultural con personal y socios de más de 10 nacionalidades con oficinas en España (Castellón, Madrid y Barcelona), Reino Unido, EE. UU, Dubái (apertura en septiembre) y China (apertura prevista para primavera de 2020).

Apostamos por la atención al cliente como marca diferenciadora. “We care”, nos preocupamos, implicamos y responsabilizamos de los eventos de nuestros clientes y, así, en vez de un proveedor nos convertimos en su aliado tecnológico.

¿Qué os llevó a formar parte de OPC España?

Queremos colaborar y asociarnos con los actores protagonistas de la industria de los eventos. Consideramos que OPC aglutina a muchos de estos actores. Lidera una parte de la industria que nosotros consideramos fundamental para nuestra estrategia de negocio y, además, juega un papel importantísimo como altavoz de todas las peticiones y necesidades de los organizadores profesionales de congresos.

¿Qué beneficios crees que os puede aportar la Federación?

Nos facilitará estar en contacto con personas relevantes, personas que toman decisiones y que marcan caminos y estrategias. Tendremos acceso a formación, recursos, y talento e intentaremos aportar nuestro granito de arena a través de nuestra solución tecnológica para favorecer que el uso de la tecnología en el sector de los eventos sea la norma y no una excepción.

¿Cuál es el papel que cobra la tecnología en la organización de eventos y cómo ha evolucionado en estos últimos años?

Para nosotros, y sin barrer para casa, el papel de la tecnología es fundamental en la organización de eventos. No solo para las grandes corporaciones o agencias si no para organizaciones de todo tamaño y condición. La tecnología hace posible que se organicen muchísimos más eventos utilizando un menor número de recursos, tanto económicos como humanos, y haciendo que todas las personas relacionadas con la organización de eventos trabajen de un modo más eficiente.

Además, la protección de datos personales, una exigencia obligatoria hoy en día, solo puede garantizarse si se utilizan herramientas tecnológicas que los mantienen en una única base de datos con el mismo formato, no con múltiples proveedores, en bases de datos distintas y en lugares distintos. De esta manera, se minimiza casi por completo la pérdida o robo de datos. Hablando de datos, las analíticas que ofrecen plataformas como la nuestra favorecen, además, que los eventos se acerquen cada vez más a las expectativas de los asistentes, y que, por tanto, el grado de satisfacción de estos sea mayor, objetivo último de los organizadores de eventos.

¿Qué tendencias son las más destacables?

Ahora mismo están muy en boga soluciones de gamificación para aumentar el “engagement” de los asistentes y poder organizar eventos más flexibles, memorables y relevantes. Además, a través del juego, el organizador se acerca al asistente de una forma distendida, divertida y nada invasiva. De esta manera, es más fácil que este esté receptivo a recibir y ofrecer información.

Por otro lado, y tal y como decía antes, la ciberseguridad y la protección de datos se convierten en fundamentales por eso vamos a soluciones tecnológicas cada vez más integrales para evitar, en la medida de lo posible, las amenazas que afrontan los organizadores de eventos.