cua

Entrevista a Rafel Peris, Comité Organizador 29 Congreso OPC

“Nuestro principal objetivo es despertar la inquietud del OPC de cara al futuro”

El 29 Congreso de OPC España se celebra este año en Lleida, como miembro del comité organizador  ¿qué objetivos se quieren alcanzar con la celebración de este tipo de congreso?

El objetivo principal del congreso es la formación del personal de las empresas relacionadas con el sector MICE y de los OPC en particular y ofrecerles la oportunidad de asistir a mesas redondas sobre temas candentes, a la vez que participar en formaciones específicas que se llevarán a cabo en formato taller. El congreso pretende dar cabida tanto a profesionales experimentados que quieran reciclarse como a aquellos jóvenes que se inician en el sector MICE, e incluso a estudiantes del sector que quieran tener un primer contacto con el mundo profesional.

Estos  congresos ¿son una apuesta segura para un sector cada vez  más digital?

Ciertamente, cada vez más el sector se digitaliza, pero ello no significa que las actividades deban digitalizarse obligatoriamente. De hecho, las actividades presenciales no disminuyen sino que hay opciones variadas y en muchos casos incluso híbridas. Es evidente que la utilización de la digitalización será una opción que debe ser utilizada por parte de las actividades presenciales.

La celebración de un congreso en un destino determinado es un plus para la ciudad ¿cómo se traduce en términos económicos?

La celebración del congreso en Lleida se va a llevar a cabo con la inestimable colaboración de Turisme de Lleida que igual que ha ocurrido en destinos anteriores, quiere posicionar la ciudad como alternativa para la celebración de eventos de nivel medio.  Es difícil traducirlo en términos económicos a corto plazo, pero habiendo sido OPC Catalunya la responsable de organizar el anterior congreso llevado a cabo en Girona, somos conocedores del resultado de haberlo llevado allí y ya se empiezan a ver los frutos con un nivel de ocupación del Palacio de Congresos y hoteles muy superior al del momento en que se llevó a cabo.

¿Cuáles son las principales necesidades de los congresistas: Tecnología, conexión, contenido, participación, interacción,..?

Todas ellas son necesidades del público objetivo que se van a ver reflejadas en desarrollo del programa  del congreso. No obstante, quiero destacar que nuestro principal objetivo es despertar la inquietud del OPC de cara al futuro, por lo que dentro del programa científico habrá mesas en las que se presentarán las diferentes alternativas de alojamiento y como incluirlas en los congresos, o qué esperan de nosotros las Sociedades Científicas o las Empresas de cara al futuro con la presencia de destacados responsables de las mismas.

A rasgos generales ¿en qué situación se encuentra el sector MICE tanto a nivel nacional como internacional? Y Cataluña concretamente ¿en qué situación se encuentra respecto a la organización de congresos y reuniones?

Ya en 2015 el sector empezó a ver una reactivación, hecho que en 2016 se ha afianzado y que sigue incrementándose de cara a los próximos años. Ha habido una contención de los presupuestos de los eventos respecto a épocas anteriores a lo que nos debemos acostumbrar, pero las Sociedades, Instituciones y empresas ven incuestionable la organización de eventos para promover la formación e investigación, por lo que vuelven a poner en marcha proyectos. En cuanto a la localización, no hay diferencia en cuanto a la promoción de eventos, pero es evidente que la localización de los mismos sigue siendo mayor en aquellas localidades con buenas infraestructuras, comunicaciones y alojamientos según aparecen en el ranking ICCA . No obstante, ello no quiere decir que también haya interés por localizaciones menores con un encanto especial para ofrecer un atractivo adicional a los asistentes, y por ello animamos a los responsables de este tipo de  ciudades a seguir su promoción.

¿Qué ofrece Lleida como destino MICE?

Lleida dispone de La Llotja,  un excelente Palacio de Congresos con capacidad de hasta 1.000 asistentes con dos auditorios, una sala polivalente y diversas salas panelables de tamaños diferentes. Ello, junto con la oferta hotelera para dar cabida a un número similar de asistentes, y su comunicación con tren de alta velocidad, supone un excelente punto de encuentro para eventos. Si a ello le unimos una gastronomía reconocida, un atractivo cultural como el recinto de la Seu Vella o algunas otras posibles sedes para reuniones de menor formato, no hay duda que es un destino que hay que tener en cuenta.